Bilbao: Tradición e Innovación

Como la ciudad más grande y centro industrial del País Vasco, Bilbao es conocido principalmente por una cosa: el Museo Guggenheim. Qué más hay para ver, hacer y comer y qué es lo que se llama el efecto Bilbao, aprenderás aquí.

A nuestro vídeo de Bilbao

Museo Guggenheim en Bilbao
Museo Guggenheim en Bilbao

Futurista, extraño, no de este mundo, plateado brillante y orgánicamente lúdico, imponente, extraordinario y extravagante, hecho de piedra caliza, vidrio y titanio: Casi todo el mundo probablemente ya ha visto el Museo Guggenheim – aunque sólo sea en fotos. El hito de Bilbao fue diseñado por el arquitecto y diseñador canadiense-estadounidense Frank O. Gehry y terminado en octubre de 1997 después de cuatro años de construcción. Más de 19 millones de amantes del arte de todo el mundo lo han visitado desde entonces.

Una de las 19 galerías es particularmente espectacular: el área de exhibición para obras de gran tamaño – una sala de 30 metros de ancho y 130 metros de largo (¡más largo que un campo de fútbol!) sin pilares. La superficie total de exposición es de 11.000 metros cuadrados.

Puppy delante del Museo Guggenheim con la Torre Iberdrola (con 165 metros el edificio más alto de Bilbao) en el fondo
Puppy delante del Museo Guggenheim con la Torre Iberdrola (con 165 metros el edificio más alto de Bilbao) en el fondo

Delante del museo se encuentra la escultura floral Puppy del artista americano Jeff Koons, que iba a estar allí sólo durante el año de apertura, pero luego se mantuvo tras las protestas de la población. Cada primavera, se replanta con flores y aún hoy goza de gran popularidad.

Sin embargo, la pinacoteca no siempre fue tan celebrada como este año con ocasión del 20 aniversario: durante los trabajos de construcción hubo resistencia por parte de la población, principalmente por los altos costos de alrededor de 100 millones de euros.

Hoy en día, el edificio deconstructivista, que recuerda a una nave espacial, es una de las atracciones turísticas más importantes de la región, con lo que la ciudad industrial un millón de visitantes adicionales por año.  Y esto es exactamente lo que describe el efecto Bilbao: la modernización selectiva de lugares a través de edificios espectaculares por parte de arquitectos.

Guggenheim Museum in Bilbao

El propio arquitecto dijo: “El mundo del museo piensa, deliberadamente creo salas de exposición oblicuas para que sea difícil para los artistas, pero eso no es cierto. Simplemente no me gustan estas cajas de zapatos blancas. La neutralidad no es neutral, degrada el arte . ”

Nosotros también teníamos el Museo Guggenheim en mente cuando nos dirigimos a Bilbao. Por lo tanto, por desgracia, nos habíamos informados muy poco sobre el Puente de Vizcaya, también llamado Puente Colgante, inaugurado en 1893 y diseñado por Alberto Palacio, uno de los discípulos de Gustave Eiffel. Es el puente transbordador más antiguo del mundo y uno de los pocos que todavía existe en absoluto. Desde 2006, ha sido declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Puente de Vizcaya o Puente Colgante
Puente de Vizcaya o Puente Colgante

Si hubiéramos sabido esto antes, sin duda habríamos tenido un viaje en la cabina por 40 centavos. Así que hazlo mejor que nosotros y mantente informado leyendo nuestro blog! 😉

"Puente Blanco" Zubizuri
“Puente Blanco” Zubizuri
Plaza Berria (Plaza Nueva)
Plaza Berria (Plaza Nueva)

También vale la pena ver el “Puente Blanco” Zubizuri, cuyo suelo de cristal ahora ha sido cubierto con una alfombra debido al peligro de deslizarse en el húmedo; La Plaza (Mercado de la Ribera), el mayor mercado cubierto de Europa; La Plaza Berria (Plaza Nueva), una plaza muy animada de mediados del siglo XIX y el Casco Viejo, también llamado Alde Zaharra, que incluye no sólo las Siete Calles bajo cuyo nombre también es conocido.

Ayuntamiento
Ayuntamiento

Funfact: En el Txakur Kalea (“calle de perro”) hay una fuente, cuyos grifos representan cabezas de león. Ahora bien, los bilbaínos, sin embargo, al verlos clamaron: «¡Estos no son leones, sino perros!». Por lo tanto, el nombre de la calle.

Txarloska
Txarloska

Dado que la cocina tradicional vasca es bastante menos vegan-friendly, decidimos visitar Txarloska, una pastelería totalmente vegana. Con la gran selección de tartas, cupcakes, galletas, brownies y otras delicias nos sentimos como en el cielo. Entre otras cosas, un cheesecake de chocolate sin gluten ni azúcar, ¡¿qué más se puede pedir?!

Por cierto, el nombre proviene de una de sus tartas: la Txarloska típica polaca con manzana, sémola y canela.

Compra de Mercadona
Qué más comemos: coca verdura, hummus, baguette, café helado de soja y té helado verde (todo de Mercadona)

Más impresiones:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Al usar este formulario, acepto el almacenamiento y procesamiento de mis datos (nombre/correo electrónico/sitio web/dirección IP) a través de este sitio web. Este sitio web utiliza cookies para brindarme la mejor experiencia posible. Más información se puede encontrar en la política de privacidad.